Fertilidad

Porqué creo que la congelación de óvulos es también una gran estafa

Hace días que quería hablaros sobre este tema porqué creo que en los últimos tiempos se ha extendido la idea (TOTALMENTE ERRÓNEA) de que la mujer, en cualquier edad, puede congelar sus óvulos y utilizarlos cuando crea que es el momento adecuado.

La fertilidad no se puede preservar

La ciencia ha avanzado muchísimo y la reproducción asistida también. Hoy en día es posible que familias como la mía (que hace 50 años no hubieran tenido ninguna posibilidad de concebir) ahora si podamos. Pero estas posibilidades de concepción vienen con un sinfín de peros.

La idea que quieren transmitir las clínicas de fertilidad es que tu puedes escoger cuando ser madre. Y esto es una gran mentira.

La fertilidad femenina, y también la masculina, tienen una duración más bien corta y esto no se puede cambiar. La cúspide de la fertilidad está en la década de los 20 y después poco a poco empieza a decaer. Así que para los mayores de 35 concebir ya se convierte en algo muy complicado.

Y por más que digan que la congelación de óvulos es la solución en realidad no lo es y ahora os explicaré porqué.

La congelación de óvulos es casi siempre una mala idea

Congelar óvulos es una mala idea la mayoría de veces. Pero ¿Por qué?

Pues básicamente por múltiples razones que ahora voy a exponer.

..

Las técnicas de congelación de óvulos aún están mejorando

Las técnicas de congelación de óvulos han cambiado enormemente en los últimos 10 años. En el pasado se utilizaban unas técnicas de congelación muy lentas que causaba daños en las células y la tasa de supervivencia de los ovocitos era muy baja. En cambio ahora los óvulos se vitrifican en cuestión de minutos, lo que hace que el 90% de ellos sobrevivan a la descongelación. Así que si congelaste tus óvulos hace 10 años seguramente pierdas muchos cuando los necesites descongelar.

….

La edad en la que las mujeres deciden congelar sus óvulos es demasiado tarde

Hace un par de años, a una amiga que tenía 43 una clínica de fertilidad le propuso congelar sus óvulos. Y la verdad esto me pareció y me parece una auténtica estafa. Congelar óvulos a los 43 años o incluso a los 36 años es básicamente congelar infertilidad.

La mayoría de mujeres que congelan sus óvulos tienen más de 35 años. A esa edad la calidad de los óvulos (y también para muchas la cantidad) es realmente mala. Y las posibilidades de concebir con ellos es realmente muy baja.

Pero claro antes, en una sociedad como la nuestra, una mujer no se plantea su futuro reproductivo. Cuando y tenía 25 año mi vida eran las fiestas, el trabajo, viajar… y hasta los 31 no conocí a mi pareja actual y al padre de mi hija. Y a esa edad mi pareja no se veía preparado para ser padre. Así que hasta los 35 años no nos metimos de lleno en el tema.

Gastarte 3000 o 4000 euros para congelar tus óvulos está bien a los 25 años pero no a los 35. La calidad no será la misma.

Y si no mirad lo que le pasó a la famosa Brigitte Adams. Hace unos 8 años fue portada del Bloomberg Businessweek explicando que ella había congelado sus óvulos a los 30 y tantos para ser madre cuando ella quisiera y así poder apostar por su carrera laboral. A los 45 cuando los descongeló para ser madre ninguno de ellos funcionó. Ya se había gastado 19.000 dólares en congelación y conservación y había agotado todas sus posibilidades reproductivas.

Con el tiempo los óvulos congelados pierden calidad

Aunque cada vez pasa menos, por desgracia, durante los años los óvulos congelados van perdiendo calidad y además existe el peligro de que se «pierdan» óvulos en el momento de la descongelación.

Cómo he dicho, las técnicas de vitrificación están avanzando a ritmos vertiginosos pero claro, a las personas que congelaron óvulos hace 10 o 5 años nadie les explicó que cada año que éstos pasaran congelados irían perdiendo calidad. Y con ello oportunidades reales de concebir.

Las clínicas de fertilidad expanden publicidad engañosa

La única información sobre la reproducción humana que recibimos durante años es la que vemos en los anuncios de la clínicas de fertilidad. Y esta información está basada en el marketing. En la idea de que puedes ser madre cuando quieras. Que las clínicas de reproducción pueden conseguir auténticos milagros y la verdad es que es mentira.

Nosotros mismos somos padres por adopción de embriones. Para nosotros no era algo importante y ahora mismo no cambiaríamos a nuestra hija por nada ni nadie. Es lo más bonito que hemos conseguido en nuestra vida. Pero entendemos que es una opción reproductiva no apta para todo el mundo.

Así que mi consejo es: no pospongáis lo de ser madres. Si realmente lo queréis ir a por ello. En realidad nunca existe un buen momento y por desgracia puede afectar a tu carrera profesional. Pero vale la pena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *